Rus: un trabajador incansable

Rafael Rincón Rus, conocido en el mundo del fútbol como Rus, fue un delantero con buen olfato de gol y con gran capacidad de sacrificio por el equipo, que jugó en el CD Logroñés tres temporadas (1983-1986) y contribuyó al ascenso a Segunda División en 1984. ‘Un trabajador incansable’, según la prensa, ‘buscando balones y robándolos en el centro del campo’, que solía hacer ‘un trabajo gris, pero muy efectivo’.

Nació en Madrid el 24 de mayo de 1960 y surgió de la cantera del Atlético de Madrid, donde coincidió con jugadores como Julio Alberto o Julio Prieto. Su primer equipo fue el Atlético Madrileño y, luego, jugó en el Ferrol, Granada y Parla, antes de fichar, a sus 23 años, por el Logroñés por recomendación de Delfín Álvarez. “Necesitamos un hombre que haga goles”, explicó, “y Rus los hace. Siempre está en el lugar del gol”.

Fue el segundo máximo goleador de nuestro equipo en su primera temporada, con once tantos. A la siguiente, formó una magnífica tripleta atacante con Lotina y Gabino. En la tercera y última, siguió siendo una pieza clave, pues destacaba por su ‘gran espíritu de lucha y entrega’, en palabras de la prensa. En total, disputó 119 partidos y logró 32 goles con el Logroñés. En junio de 1986, le dieron la baja por sorpresa.

“Ya ha cumplido una etapa”, alegó Chuchi Aranguren. “Me voy triste”, declaró él. “Una verdadera injusticia”, escribió Tomás Santos en el periódico. Entonces rechazó ofertas de equipos de Segunda y fichó por el Burgos para seguir siendo “cabeza de ratón antes que cola de león”. Se retiró en el Cacereño en 1992 y ha tenido una larga carrera como entrenador en Extremadura. Trabaja de bombero en Trujillo (Cáceres).

Comentarios

el blogroñés 16 de noviembre de 2019
Rus estuvo a las órdenes de Delfín Álvarez en el Ferrol (1980-1981) antes de fichar por el CD Logroñés. “Es un hombre que pelea bien para el equipo”, le definió. Aquí a veces jugaba ‘más como media punta que como delantero nato’, según la prensa, ‘buscando constantemente balones y cortando el juego continuamente al contrario’.

Publicar un comentario

(*) Campos obligatorios

Buscar

Archivo

Sígueme